First Place Award for General Excellence, Catholic Press Association, 2013-2016

Parejas Acogen Misa en Español por el Día Mundial del Matrimonio
Por ARMANDO MACHADO
Foto por Chris Sheridan ©
FAMILIA AMOROSA—Víctor y Magalis Cárdenas de la parroquia Santa Angela Merici en el Bronx mirándose entre ellos con amor al renovar sus votos de matrimonio durante la primera misa del Día Mundial del Matrimonio celebrada en español en la catedral de San Patricio el 19 de febrero. La pareja ha estado casada por 18 años. Su hija, Victoria, de 5 años, a la derecha.

Monseñor Robert Ritchie reafirmó el significado especial del Sacramento del matrimonio, tal como lo enseña la Iglesia, durante su homilía en la misa inaugural en español en la catedral de San Patricio con motivo del Día Mundial del Matrimonio.

“Cristo expresó la importancia del matrimonio”, recordó el rector de la catedral y celebrante principal a las parejas reunidas para la liturgia que fue ofrecida el 19 de febrero pasado.

“La Iglesia católica siempre ha dicho lo mismo: que el matrimonio es una unión entre un hombre y una mujer”, continuó diciendo Monseñor Ritchie.

Refiriéndose a la inusual y soleada tarde del domingo, él también dijo: “Este es un día perfecto para estar aquí en la catedral celebrando su amor, celebrando el matrimonio, celebrando la decisión de poner mucho énfasis en el sacramento del santo matrimonio. Desde sus inicios, la Iglesia ha puesto mucha importancia en este tan necesario Sacramento”.

Monseñor agregó que el matrimonio es una unión conyugal “para establecer una familia, para establecer una sociedad”.

También señaló que hay sociedades que han tratado de ver el matrimonio y la vida familiar de otras maneras; sin embargo, él dijo, la Iglesia se mantiene dedicada a lo tradicional, al lo del ideal sagrado: padre, madre e hijos. Esto es muy importante, él afirmó, a pesar de los cambios sociales.

“Y por eso felicito a todas las parejas que están aquí para renovar sus votos matrimoniales”, dijo monseñor Ritchie. Luego pidió a los maridos y sus esposas a que se pusieran de pie y se miraran los unos a los otros para renovar sus votos tal como estaba impreso en el programa de la misa.

Monseñor invitó a las parejas que no están casadas a través de la Iglesia a unirse en la oración para que el Señor bendiga a los matrimonios, y a orar para que ellos mismos también puedan recibir prontamente el sacramento del matrimonio.

Entre los votos ofrecidos por las parejas estaba: “Te amaré y te honraré todos los días de mi vida”. Entre los himnos estaba: “El Amor es Nuestro Canto”. Todas las parejas casadas recibieron una bendición.

La misa atrajo a casi 300 parejas, la mayoría de ellas casadas a través de la Iglesia católica, según los organizadores.

Un estimado de 800 personas asistieron a la reunión litúrgica especial, patrocinada por el Movimiento Matrimonial Católico, con apoyo y promoción de la Oficina de Vida Familiar / Respeto a la Vida de la arquidiócesis.

El Día Mundial del Matrimonio se celebra el domingo más cercano al día de San Valentín el cual este año cayó el 12 de febrero.

Entre las parejas casadas a través de la Iglesia, los que asistieron a la liturgia en español en la catedral estuvieron Luis y Rosa Jara, padres de tres hijos y feligreses de la parroquia de santa Ana en Ossining.

“Supimos acerca de esta misa especial a través de nuestra Iglesia y nos gustó mucho la homilía”, dijo la señora Jara de 37 años, en español, durante una breve entrevista después de la celebración.

Luis Jara, de 42 años, dijo que le gusto el mensaje de monseñor Ritchie al de mantener los valores tradicionales de la familia a través de un fuerte vínculo matrimonial, según lo enseñado por la Iglesia y guiado por el Señor.

El señor Jara también dijo que esta era la primera vez que ellos habían ido a la catedral. “Es muy hermosa”, él señaló, añadiendo que él y su esposa estaban agradecidos por la misa, y que él esperaba que los organizadores continuaran con fuerza en su misión.

La familia Jara, son de Ecuador y sus hijos nacieron en los Estados Unidos.

Los organizadores principales fueron Máximo y Marcia Correa, coordinadores del Movimiento Matrimonial Católico. El eslogan de la organización es “Creemos en el Matrimonio”.

“Así estén casados por la Iglesia o no, les damos la bienvenida”, dijo la señora Correa acerca de las parejas que asisten al Movimiento Matrimonial Católico.

Ella también dijo que cada año el grupo guía entre cinco y diez parejas que entran en el santo Sacramento del matrimonio a través de la Iglesia.

A pesar de las dificultades, los matrimonios pueden seguir siendo fuertes, dijo la señora Correa: “Tenemos que demostrar el matrimonio verdadero, el matrimonio a través de la Iglesia, el matrimonio entre un hombre y una mujer, el matrimonio creado por el Señor”.

Comments

No comments on this story | Please log in to comment by clicking here
Please log in or register to add your comment

BROWSE OUR GALLERY