La Parroquia de San Simón Stock Celebra 100 Años de Servicio Carmelita

Posted

La parroquia de San Simón Stock en el Bronx, ubicada en la avenida Valentine con la calle 182, está celebrando 100 años de dedicado clero, laicos y voluntarios ayudando con el crecimiento espiritual de los fieles, en su mayoría hispanos durante las últimas décadas, y antes de eso, a los irlandeses.

Fundada en 1920, la parroquia ha sido operada desde el principio por los Frailes Carmelitas. La misa de clausura del centenario tuvo lugar la noche del 20 de marzo y fue celebrada por el obispo auxiliar Peter Byrne.

No hubo misa de apertura de aniversario el año pasado debido a la pandemia.

“Los Carmelitas vinieron a la parroquia para servir a los inmigrantes irlandeses que llegaban a esta zona del Bronx; y los carmelitas eran todos de Irlanda”, dijo el padre Michael Kissane, O. Carm., párroco, a Catholic New York en una entrevista telefónica. “Por eso los feligreses estaban familiarizados con la orden. Y en la década de 1960, los hispanos, principalmente puertorriqueños, empezaron a mudarse a la parroquia”.

El padre Kissane señaló que los Padres Carmelitas luego empezaron a aprender español y más acerca de las culturas latinas, y las liturgias en español se agregaron al programa de misas a finales de la década de 1960 y principios de los setenta.

La parroquia se llama ahora San Simón Stock y San José debido a una fusión en 2015 bajo el proceso de planificación pastoral de la arquidiócesis llamado Making All Things New.

La llegada de puertorriqueños fue seguida por inmigrantes de la República Dominicana, Centroamérica y México. A través de las décadas, muchas celebraciones de misas parroquiales y reuniones sociales han ido reflejando las tradiciones culturales de las tierras nativas de los feligreses.

“Estamos llamados a dar la bienvenida a los inmigrantes y a tratar de ayudarles con sus necesidades”, dijo el padre Kissane. “Tenemos muchos grupos parroquiales. Es una parroquia muy activa y los diversos grupos continúan funcionando a través de aplicación en internet Zoom” debido a la pandemia de Covid-19. Con las dificultades de la pandemia, señaló el padre, llegó una muy activa despensa de alimentos operada por un personal dedicado y voluntarios.

El párroco también dijo que “hacemos mucha evangelización en el vecindario; tenemos grupos parroquiales que se reúnen con familias en edificios de apartamentos”.

El padre Kissane ha sido párroco desde 2019, aunque también se había desempeñado en la misma posición de 1988 a 1992 y de 1998 a 2003. (El Padre Nelson Belizario, O.Carm., fue párroco de 2003 a 2019.) El padre Paul Richmond, O. Carm., se desempeña actualmente como vicario parroquial.

De acuerdo con el material escrito de la parroquia sobre la historia "de nuestra maravillosa parroquia", los documentos dicen:

A principios de 1918 el cardenal John Murphy Farley prometió a los Padres Carmelitas una nueva parroquia en el Bronx, la cual en aquel entonces era la sección de más rápido crecimiento de la ciudad de Nueva York. Dado que todavía se estaba librando la Primera Guerra Mundial, la oferta de una nueva parroquia siguió siendo solo una oferta por dos razones. Primero, los materiales de construcción estaban escasos. Segundo, los submarinos alemanes continuaban merodeando el Atlántico Norte impidiendo que más carmelitas irlandeses llegaran a América.

Un mes antes del Armisticio el 11 de noviembre de 1918, murió el cardenal Farley. Los carmelitas temieron que la promesa de una nueva parroquia hubiese muerto con el cardenal. Sin embargo, en abril de 1919, el padre John Cogan, O. Carm., quien era provincial de Irlanda, visitó al nuevo arzobispo, el cardenal Patrick Hayes, quien le aseguró que la promesa de una parroquia aún estaba viva. Esta promesa se hizo realidad en marzo de 1920.

La primera misa en la nueva parroquia fue celebrada en “una casa en la colina” la cual estaba ubicada en la esquina suroeste de la calle 182 y la avenida Valentine, donde ahora se encuentra el edificio de la escuela.

El padre William G. O'Farrell, un carmelita de Irlanda, quien solo había sido ordenado hace unos tres años, fue nombrado primer párroco de la nueva parroquia. La primera misa se celebró en la casa el Domingo de Ramos, 28 de marzo de 1920. El edificio de la iglesia se construyó en 1921. La escuela San Simón Stock se inauguró después en 1926.

Las monjas de las Hermanas de la Misericordia enseñaron en la escuela desde poco después de la apertura hasta la década de 1970. Tara Braswell es directora de la escuela primaria K-8, la cual tiene 200 estudiantes, la mayoría de ellos aprendiendo de forma remota este año.

(Una escuela secundaria parroquial, que había abierto en 1929, cerró a principios de la década de 1970).

Lourdes Victor es directora de educación religiosa parroquial, donde están registrados unos 170 jóvenes.

José Rosario, de 71 años, ha sido feligrés de San Simón Stock durante 35 años y está involucrado en el grupo de Cursillo de la parroquia. Rosario ayuda a menudo a recoger la colecta durante la misa. Trabajador de mantenimiento, Rosario nació en Nueva York y tiene ascendencia puertorriqueña. Él y su esposa Hilda han estado casados ​​durante 43 años.

“Esto es una bendición; esta celebración es muy importante, 100 años”, dijo Rosario, padre de dos y abuelo de cuatro, a CNY. Los feligreses están "muy agradecidos" con el obispo Byrne por celebrar la misa de aniversario, él dijo.

Comments

No comments on this item Please log in to comment by clicking here